En la encrucijada del cuidado

Por: Sara Más
Publicado: 08/06/2018

El cuidado que transcurre en la vida familiar e incluye labores diversas para el sostenimiento de la salud, reproducción y productividad de la vida de personas de todas las edades sigue recayendo, fundamentalmente, en las mujeres, de acuerdo con estudios recientes.

Así lo confirman resultados preliminares de la Encuesta Nacional sobre Igualdad de Género (ENIG), realizada en 2016 por el propio Centro de Estudios de la Mujer de la FMC y la Oficina Nacional de Estadísticas e Información.

Con un carácter representativo respecto a la población cubana actual, el estudio indica que no hay diferencias significativas en el tiempo que hombres y mujeres dedican al trabajo remunerado, de 49,03 horas promedio semanales para ellas y 49,80 para ellos.

Sin embargo, es notable la diferencia en el tiempo que dedican al trabajo no remunerado, aun cuando ambos tienen sus empleos: 31,23 horas semanales las mujeres y 21,61 los hombres.

Esa diferencia crece más cuando están desocupados: los hombres dedican 22,07 horas semanales al trabajo doméstico no remunerado y las mujeres 39,86; es decir, ellas los superan en más de 17 horas.

La indagación arrojó, también, que existen labores feminizadas en el ámbito doméstico, como las de planificación, preparación y servicio de alimentos y de limpieza y cuidado de la ropa. En tanto, hay otras muy  masculinizadas, como las tareas de reparaciones menores en el hogar.

Por otra parte, la encesta determinó que las mujeres dedican más tiempo al cuidado no remunerado de personas dependientes: ocho horas semanales como promedio frente a tres horas por parte de los hombres.

Ese patrón tradicional se expresa especialmente en el cuidado de las personas adultas mayores, con algún tipo de discapacidad, enfermos crónicos y niños y niñas, a cargo principalmente de madres, hijas mayores y otras mujeres de la familia, sobre todo si hace falta, además, atender a familiares ingresados en instituciones de salud.

Otros resultados del estudio apuntan a que las tareas desarrolladas principalmente por mujeres requieren esfuerzo diario y cuidados que implican a otros miembros de la familia, mientras que las tareas que realizan los hombres tienen una frecuencia menor y van dirigidas a aspectos materiales de la vida cotidiana.

 

Accesos: 525 Comentarios: 0

Actualidad

(18/10/2018)
Amenaza EE.UU con desplegar tropas en frontera sur ante avance de migrantes
(18/10/2018)
Recibe Vicecanciller de Filipinas a embajadora cubana
(18/10/2018)
El poder de una sonrisa
(17/10/2018)
Regresa el horario normal

Otras secciones

Directora General: Iraida Campo Nodal
Editoras: Aurika Rubio García y Alina Carriera Martínez
Redacción: Galiano No. 264, entre Neptuno y Concordia. La Habana. CP 10200. Apartado Postal 2120. mujeres@enet.cu.