Publicación semanal de las cubanas
En esta edición: Del 23 al 29 de noviembre de 2017
Revista mujeres
Revista mujeres

Mujeres y diabetes, un riesgo de todos los tiempos

Por: Alina M. Lotti
Publicado: 14/11/2017

«Nuestro derecho a un futuro sano» es el lema que hoy preside el Día Mundial de la Diabetes.

Frente a un sinnúmero de riesgos, las mujeres y las niñas son consideradas vulnerables. De ahí la importancia de que a ellas se les dedique —precisamente— este Día Mundial de la Diabetes, el cual se celebra cada 14 de noviembre*.

Este año, bajo el lema de «Mujeres y Diabetes: Nuestro derecho a un futuro sano», se pretende concientizar sobre una enfermedad metabólica que afecta a millones de personas en el planeta y alrededor de un 10% de la población cubana, aunque resulta difícil precisar cifras, pues muchos la padecen de manera asintomática.

 Según la Federación Internacional de Diabetes (FID), esta constituye la novena causa principal de muerte de mujeres en todo el mundo, con 2,1 millones de fallecimientos anuales.

La fuente también señala que dos de cada cinco mujeres con diabetes se encuentran en edad reproductiva (más de 60 millones); ellas presentan más dificultades para concebir y pueden tener problemas en sus embarazos.

La FID reconoce que las niñas y las mujeres con tal padecimiento, especialmente en naciones en desarrollo, enfrentan barreras en el acceso a una prevención efectiva, detección temprana, diagnóstico, tratamiento y atención.

En nuestro país la diabetes está asociada, sobre todo, a personas de la tercera edad, y su temprano descubrimiento ha incidido en la disminución del índice de decesos.

Cuba presta especial atención a esta problemática, y para ello ha creado Centros de Atención y Educación al Diabético, espacios que cuentan con consultas multidisciplinarias con el fin de orientar a los pacientes acerca de cómo convivir con dicha enfermedad.

La ceguera y la amputación de los miembros inferiores son de sus consecuencias más graves.

De ahí la trascendencia del medicamento Heberprot-P, desarrollado por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB); en la actualidad, la única alternativa para evitar la amputación de las extremidades en diabéticos con lesiones terminales, pues acelera la cicatrización.

Debido a su probada efectividad, se aplica en cientos de unidades asistenciales del país y está registrado en más de una veintena de naciones.

Hoy, 14 de noviembre, la diabetes no pasará como un tema más de salud. En él vale la pena detener la mirada pues afecta, sobre todo, a quienes dan vida a este planeta.

*En 1991 fue instaurado por la Federación Internacional de Diabetes (FID) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), como respuesta al aumento alarmante de los casos de diabetes. Se escogió esta fecha por el aniversario de Frederick Banting, quien, junto con Charles Best, concibió la idea que les conduciría al descubrimiento de la insulina, en octubre de 1921.

Tomado de Cubasí

«Nuestro derecho a un futuro sano» es el lema que hoy preside el Día Mundial de la Diabetes.

Frente a un sinnúmero de riesgos, las mujeres y las niñas son consideradas vulnerables. De ahí la importancia de que a ellas se les dedique —precisamente— este Día Mundial de la Diabetes, el cual se celebra cada 14 de noviembre*.

Este año, bajo el lema de «Mujeres y Diabetes: Nuestro derecho a un futuro sano», se pretende concientizar sobre una enfermedad metabólica que afecta a millones de personas en el planeta y alrededor de un 10% de la población cubana, aunque resulta difícil precisar cifras, pues muchos la padecen de manera asintomática.

 Según la Federación Internacional de Diabetes (FID), esta constituye la novena causa principal de muerte de mujeres en todo el mundo, con 2,1 millones de fallecimientos anuales.

La fuente también señala que dos de cada cinco mujeres con diabetes se encuentran en edad reproductiva (más de 60 millones); ellas presentan más dificultades para concebir y pueden tener problemas en sus embarazos.

La FID reconoce que las niñas y las mujeres con tal padecimiento, especialmente en naciones en desarrollo, enfrentan barreras en el acceso a una prevención efectiva, detección temprana, diagnóstico, tratamiento y atención.

En nuestro país la diabetes está asociada, sobre todo, a personas de la tercera edad, y su temprano descubrimiento ha incidido en la disminución del índice de decesos.

Cuba presta especial atención a esta problemática, y para ello ha creado Centros de Atención y Educación al Diabético, espacios que cuentan con consultas multidisciplinarias con el fin de orientar a los pacientes acerca de cómo convivir con dicha enfermedad.

La ceguera y la amputación de los miembros inferiores son de sus consecuencias más graves.

De ahí la trascendencia del medicamento Heberprot-P, desarrollado por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB); en la actualidad, la única alternativa para evitar la amputación de las extremidades en diabéticos con lesiones terminales, pues acelera la cicatrización.

Debido a su probada efectividad, se aplica en cientos de unidades asistenciales del país y está registrado en más de una veintena de naciones.

Hoy, 14 de noviembre, la diabetes no pasará como un tema más de salud. En él vale la pena detener la mirada pues afecta, sobre todo, a quienes dan vida a este planeta.

*En 1991 fue instaurado por la Federación Internacional de Diabetes (FID) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), como respuesta al aumento alarmante de los casos de diabetes. Se escogió esta fecha por el aniversario de Frederick Banting, quien, junto con Charles Best, concibió la idea que les conduciría al descubrimiento de la insulina, en octubre de 1921.

Tomado de Cubasí

«Nuestro derecho a un futuro sano» es el lema que hoy preside el Día Mundial de la Diabetes.

Frente a un sinnúmero de riesgos, las mujeres y las niñas son consideradas vulnerables. De ahí la importancia de que a ellas se les dedique —precisamente— este Día Mundial de la Diabetes, el cual se celebra cada 14 de noviembre*.

Este año, bajo el lema de «Mujeres y Diabetes: Nuestro derecho a un futuro sano», se pretende concientizar sobre una enfermedad metabólica que afecta a millones de personas en el planeta y alrededor de un 10% de la población cubana, aunque resulta difícil precisar cifras, pues muchos la padecen de manera asintomática.

 Según la Federación Internacional de Diabetes (FID), esta constituye la novena causa principal de muerte de mujeres en todo el mundo, con 2,1 millones de fallecimientos anuales.

La fuente también señala que dos de cada cinco mujeres con diabetes se encuentran en edad reproductiva (más de 60 millones); ellas presentan más dificultades para concebir y pueden tener problemas en sus embarazos.

La FID reconoce que las niñas y las mujeres con tal padecimiento, especialmente en naciones en desarrollo, enfrentan barreras en el acceso a una prevención efectiva, detección temprana, diagnóstico, tratamiento y atención.

En nuestro país la diabetes está asociada, sobre todo, a personas de la tercera edad, y su temprano descubrimiento ha incidido en la disminución del índice de decesos.

Cuba presta especial atención a esta problemática, y para ello ha creado Centros de Atención y Educación al Diabético, espacios que cuentan con consultas multidisciplinarias con el fin de orientar a los pacientes acerca de cómo convivir con dicha enfermedad.

La ceguera y la amputación de los miembros inferiores son de sus consecuencias más graves.

De ahí la trascendencia del medicamento Heberprot-P, desarrollado por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB); en la actualidad, la única alternativa para evitar la amputación de las extremidades en diabéticos con lesiones terminales, pues acelera la cicatrización.

Debido a su probada efectividad, se aplica en cientos de unidades asistenciales del país y está registrado en más de una veintena de naciones.

Hoy, 14 de noviembre, la diabetes no pasará como un tema más de salud. En él vale la pena detener la mirada pues afecta, sobre todo, a quienes dan vida a este planeta.

*En 1991 fue instaurado por la Federación Internacional de Diabetes (FID) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), como respuesta al aumento alarmante de los casos de diabetes. Se escogió esta fecha por el aniversario de Frederick Banting, quien, junto con Charles Best, concibió la idea que les conduciría al descubrimiento de la insulina, en octubre de 1921.

Tomado de Cubasí

«Nuestro derecho a un futuro sano» es el lema que hoy preside el Día Mundial de la Diabetes.

Frente a un sinnúmero de riesgos, las mujeres y las niñas son consideradas vulnerables. De ahí la importancia de que a ellas se les dedique —precisamente— este Día Mundial de la Diabetes, el cual se celebra cada 14 de noviembre*.

Este año, bajo el lema de «Mujeres y Diabetes: Nuestro derecho a un futuro sano», se pretende concientizar sobre una enfermedad metabólica que afecta a millones de personas en el planeta y alrededor de un 10% de la población cubana, aunque resulta difícil precisar cifras, pues muchos la padecen de manera asintomática.

 Según la Federación Internacional de Diabetes (FID), esta constituye la novena causa principal de muerte de mujeres en todo el mundo, con 2,1 millones de fallecimientos anuales.

La fuente también señala que dos de cada cinco mujeres con diabetes se encuentran en edad reproductiva (más de 60 millones); ellas presentan más dificultades para concebir y pueden tener problemas en sus embarazos.

La FID reconoce que las niñas y las mujeres con tal padecimiento, especialmente en naciones en desarrollo, enfrentan barreras en el acceso a una prevención efectiva, detección temprana, diagnóstico, tratamiento y atención.

En nuestro país la diabetes está asociada, sobre todo, a personas de la tercera edad, y su temprano descubrimiento ha incidido en la disminución del índice de decesos.

Cuba presta especial atención a esta problemática, y para ello ha creado Centros de Atención y Educación al Diabético, espacios que cuentan con consultas multidisciplinarias con el fin de orientar a los pacientes acerca de cómo convivir con dicha enfermedad.

La ceguera y la amputación de los miembros inferiores son de sus consecuencias más graves.

De ahí la trascendencia del medicamento Heberprot-P, desarrollado por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB); en la actualidad, la única alternativa para evitar la amputación de las extremidades en diabéticos con lesiones terminales, pues acelera la cicatrización.

Debido a su probada efectividad, se aplica en cientos de unidades asistenciales del país y está registrado en más de una veintena de naciones.

Hoy, 14 de noviembre, la diabetes no pasará como un tema más de salud. En él vale la pena detener la mirada pues afecta, sobre todo, a quienes dan vida a este planeta.

*En 1991 fue instaurado por la Federación Internacional de Diabetes (FID) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), como respuesta al aumento alarmante de los casos de diabetes. Se escogió esta fecha por el aniversario de Frederick Banting, quien, junto con Charles Best, concibió la idea que les conduciría al descubrimiento de la insulina, en octubre de 1921.

Tomado de Cubasí

Accesos: 189 Comentarios: 0

Actualidad

(17/11/2017)
Un día de noviembre en que los niños son protagonistas
(17/11/2017)
Leo Brouwer recibe el Grammy Latino a la mejor obra clásica contemporánea
(17/11/2017)
FAO: 108 millones de niños en el mundo trabajan en agricultura
(16/11/2017)
Felicidades La Habana en tu día: la capital cubana cumple hoy 498 años
(16/11/2017)
Milagro de la medicina cubana: Operan a una mujer con un fibroma de 22 libras

Otras secciones

Directora General: Isabel Moya Richard
Editoras: Aurika Rubio García y Alina Carriera Martínez
Redacción: Galiano No. 264, entre Neptuno y Concordia. La Habana. CP 10200. Apartado Postal 2120. mujeres@enet.cu.